Virales

Expresidente de Perú tuvo una “aventura” y esa historia inspiró la canción “Mi bebito fiu fiu”

La política siempre da de qué hablar y, por lo regular, se trata de escándalos y no de obras que en realidad beneficien a los ciudadanos. La forma en que las personas sacan un poco de su malestar hacia los políticos es a través de las burlas por su conducta.

Una canción llamada Mi bebito fiu fiu se hizo viral a través de TikTok, pero no sabíamos de dónde había surgido esa tonadita. Aquí te vamos a presentar la historia, que tiene que ver con el expresidente peruano y su relación extramarital con una diputada, quien, por lo visto, es muy “romántica”.

El expresidente de Perú Martín Vizcarra, y Zully Pinchi, diputada en Perú, tenían una relación como amantes y en algún momento se filtraron unas capturas de pantalla de los mensajes que se habían enviado para ponerse de acuerdo y tener uno de sus encuentros, en los que ella le decía “Eres mi bebito, fiu fiu”.

Esto ocasionó las burlas de las personas. Además, un joven productor conocido como Tito Silva Music hizo un sampleo de la canción Thank You, de Dido, y lo convirtió en el éxito de TikTok.

Las burlas no se hicieron esperar, porque Zully le escribía “poemas” llenos de miel, con frases como esa de que es su bebito. Tito hizo incluso un video, con imágenes y la voz del expresidente donde asegura que lo más importante para él es su esposa Maribel…

Esto primero se hizo viral en Perú, pero lo pegajoso y ridículo de las frases poco a poco fueron ganando terreno en otras latitudes, pues cientos de personas empezaron a replicar esta tonada con mensajes para “sus bebitos o bebitas fiu fiu”.

Zully ha escrito un par de libros de crónica y también le gusta la poesía, así que no desaprovechaba la oportunidad para escribirle algunos versos a su “bebito” y de ahí se tomaron las líneas para la canción, como: “Caramelo de chocolate, empápame así. Como un pionono de vitrina, envuélveme así. Con azúcar en polvo, endúlzame”. Vaya, vaya.

Al parecer, la pareja se reunía en hoteles de la ciudad de Cuzco para gozar de su amor, pero ambos lo han negado, sobre todo el expresidente, quien sigue asegurando que él solo ama a su esposa, con quien tiene 30 años de matrimonio.

Esta mujer enamorada dejó salir lo mejor de su poesía para el expresidente, aunque, al parecer, él nunca le corresponderá de manera pública, así que solo podrá consentir a su “bebito fiu fiu” en privado. Por cierto, un “pionono de vitrina” es un postre, un rollo de pan relleno de chocolate, esponjoso y cubierto de azúcar. Pura poesía.

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.