Virales

Jussie Smollett: fabricó un crimen de odio contra sí mismo… pasará 5 meses en la cárcel

El mundo de la televisión puede ser deslumbrante, pues los actores y actrices pueden saltar a la fama y convertirse en millonarias celebridades del espectáculo después de participar en el proyecto indicado. Pero detrás de todo ese brillo se esconden casos terribles, personas que están dispuestas a todo para que el reflector esté apuntando sobre su cabeza. El actor Jussie Smollett es uno de ellos, ya que fue capaz de fingir un supuesto ataque racista y homofóbico para subir su popularidad.

Jussie Somollett, reconocido actor gay afroamericano, lleva cinco años grabando la serie Empire, por lo que su imagen se fue haciendo conocida poco a poco. Sin embargo, la madrugada del 29 de enero de 2019 fue el punto de quiebre que marcó para él un antes y un después en su carrera, pues esa fue la noche en que dos sujetos enmascarados le dieron una paliza en las calles de Chicago que lo mandaría al hospital.

Agresión racista y homofóbica

Jussie Smollette

Según fuentes de TMZ, después de llegar por la noche de un viaje de Nueva York a Chicago, Smollett salió a buscar algo de comida a Subway alrededor de las 2:00 a. m. En medio del camino alguien gritó “¿No es ese n*gro maric*n de ‘Empire’?”. Acto seguido, dos hombres blancos con pasamontañas lo atacaron brutalmente. Otros medios como el Chicago Sun Time informaron que llevaban sombreros rojos con el eslogan “MAGA”.

Varias contusiones y una costilla rota fue el resultado de este enfrentamiento. El actor contó a la Policía de Chicago que sus agresores le habían puesto una soga en el cuello y le rociaron lejía, mientras que le gritaba “Este es un país MAGA”, haciendo referencias la frase de la campaña presidencial de Donald Trump “Make America Great Again (Hagan grande a América [Estados Unidos] otra vez)”. Las autoridades confirmaron a los medios el hecho, pero no los detalles.

Jussie en el hospital

En el hospital, Lee Daniels, el creador de Empire, pudo contactarse con él por videollamada, mostrando indignación y horror por el ataque. Sus compañeros del elenco y otros artistas como John Legend, Viola Davis y Shonda Rhimes también mostraron su apoyo en redes sociales, condenando el acto violento contra su colega.

Ocho días antes de la tragedia, el actor había recibido en los estudios de Fox, en Chicago, una carta amenazante hecha con letras recortadas de revistas en las que se podía leer “Vas a morir n*gro maric*n” junto con la palabra “MAGA”. El estudio ofreció al actor y a los otros artistas seguridad las 24 horas, pero Smollett se negó, considerándolo una forma de vivir demasiado invasiva.

Carta enviada

El caso se colocó en el ojo público, por lo que las autoridades le dieron un rápido seguimiento catalogando como un “delito de odio”. Después de la revisión de las cámaras y una exhaustiva investigación durante tres semanas, el Departamento de Policía dio con los presuntos agresores, los hermanos nigerianos Abimbola y Olabinjo Osundairo, pero tras ser interrogados, las autoridades descubrieron nueva información que le daría un giro a la historia.

Fue ataque orquestado

Hermanos Osundairo

Los hermanos declararon que el atentado había sido orquestado por el propio actor, quien les había pagado 3500 dólares por simular un ataque racista contra él, incluso les enseñó cómo golpearlo. Los sospechosos fueron puestos en libertad y el caso apuntó a Smollett como presunto orquestado de un montaje de crimen de odio.

Un mes después del supuesto ataque, el actor fue detenido y puesto en juicio. El superintendente de policía de Chicago, Eddie Johnson, especuló que Smollett buscaba impulsar su carrera para lograr que los productores de la serie le aumentaran su salario. Pero al parecer le salió el tiro por la culata, pues tras descubrir la implicación, Fox decidió eliminarlo de la serie.

Jussie Smollette

El actor fue declarado culpable de mentirle a la policía de ser víctima de un ataque racista y homofóbico. Sin embargo, las autoridades retiraron los cargos un mes después y, en cambio, lo acusaron de alterar el orden público.

Smollett dijo que era inocente de seis de los cargos, pero Kim Foxx, fiscal estatal del condado de Cook y su oficina, dictaminó que solo debería pagar una fianza de 10 000 dólares, pues el actor ya había perdido su reputación al ser acusado de un delito violento. Sin embargo, otro juez, James Linn, se negó a suspender la sentencia en espera de una apelación.

Kim Foxx

Foxx escribió para Chicago Sun Times una columna al respecto, donde habló del proceso que llevó alrededor del caso, así como del poder de los fiscales. Además, señaló a una presunta mafia organizada.

El caso llegó a su fin

Smollett

Finalmente, tras un juicio, ahora encabezado por el juez James Linn y Dan Webb como fiscal especial para el caso, al actor se le dictaron cinco meses de prisión, de los que podrá pasar 150 días tras rejas y si existe buen comportamiento, salir y cumplir 30 meses de libertad condicional. De la misma manera fue multado con 25 000 dólares, más una orden de retribución a la ciudad de Chicago por 120 000.

Realmente anhelabas la atención… Sabías que este era un país que intentaba sanar lentamente y arrancaste las costras de algunas heridas que estaban curándose.

—James Linn

Jussie Smollet

En el juicio, Smollett no dejó de pronunciarse culpable, argumentando sobre su posición de hombre gay afroamericano. Además, señaló que si algo le pasaba en la cárcel, “no me lo hice a mí mismo. Y todos ustedes deben de saber eso”.

Si hice esto, significa que le puse el puño a los miedos de los estadounidenses de ascendencia africana en este país durante más de 400 años y a los miedos de la comunidad LGBTQ.

—Jussie Smollett

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba